Lunes, 15 de mayo de 2006

HARINA DE COCA: SOLUCION PRODIGIOSA DEL HAMBRE-

MALNUTRICION EN EL PERU Y PAISES ANDINOS


Ciro Hurtado Fuertes ([email protected])
Director del Instituto de Cultura Alimentaria Andina


1.- PERU ANTIGUO NO CONOCI? EL HAMBRE MALNUTRICION.


El Per? antiguo, desde 20 mil a?os a.C. no conoci? el hambre-malnutrici?n, su poblaci?n con una educaci?n a base del trabajo productivo, creativo y proyectivo, do-mestic? m?s de 500 especies de plantas y m?s de una docena de animales con los que construy?, por primera vez, una extraordinaria industria alimentaria, para proveerse de alimentos biol?gicos nutritivos y medicinales.

Con la creaci?n de varios tipos de agricultura, una ganader?a de altitud y una in-dustria agroalimentaria y un adecuado uso de los recursos vegetales y animales, logra-ron una nutrici?n balanceada, arm?nica, equilibrada y una excepcional seguridad ali-mentaria y sanitaria para 100 millones de personas, con una gran longevidad, hasta de 200 a?os.



Muchas plantas cultivadas, contribuyeron al crecimiento y desarrollo f?sico del hombre pre-tahuantinsuyano y tahuantinsuyano, quienes alcanzaron tallas de 1.75 como promedio y un cociente de inteligencia arriba de 120 por ciento. Los cereales, legumi-nosas, tuberosas, ra?ces, verduras y frutas, con altos contenidos de prote?nas, minerales y vitaminas, fueron la base de la alimentaci?n biol?gica, nutritiva y medicinal.



2.- HAMBRE - MALNUTRICION CREACION DEL HOMBRE ESPA?OL Y DEL CAPITALISMO.


La poblaci?n peruana de los diversos pisos geosist?micos, as? como de toda la poblaci?n de los diversos Estados andinos, desde la ?poca colonial hasta el presente, viene sufriendo hambre-malnutrici?n: hambre prote?nico energ?tico, hambre de minerales y de vitaminas, situaci?n que se ha incrementado con el capitalismo desde la segunda mitad del siglo XX, con consecuencias m?ltiples, que viene deteriorando la calidad de vida y acelerando la interiorizaci?n del hombre peruano y latinoamericano.



En el Per?, de una poblaci?n aproximada de 28 millones de personas, 20 millo-nes vienes sufriendo de hambre cr?nica con bajos niveles de salud. El hambre malnutri-ci?n, parad?jicamente es mayor en el campo que en la ciudad, 36% y 12% respectiva-mente. La poblaci?n escolar de m?s de 12 millones, es la m?s vulnerable con sus 360 mil docentes, tambi?n malnutridos, quienes siendo los elementos pensantes del Estado, no hacen absolutamente nada por erradicarla, pese a la extraordinaria abundancia de alimentos nutrac?uticos.



a.- Causas del hambre-malnutrici?n. La clasificamos en dos grupos: natura-les, como las sequ?as, lluvias torrenciales, desbordes e inundaciones de los r?os, el fe-n?meno de El Ni?o, las heladas, las plagas, las enfermedades, los terremotos, la dismi-nuci?n de las fuentes de agua etc. Las causas humanas, son las que hacen m?s estra-gos en la poblaci?n, entre ellas, las siguientes:

- El colonialismo, imperialismo, neocolonialismo, liberalismo, neoliberalismo y
globalizaci?n.
- Educaci?n ajena al espacio geogr?fico peruano, in?til, conservadora, domesti-cadora, te?rica, memorista etc.
- Desigualdades sociales: pobres-ricos
- Inadecuada distribuci?n de las tierras: latifundios-minifundios.
- Desigualdad en la distribuci?n de alimentos.
- Exportaci?n de alimentos nutrac?uticos so pretexto para obtener divisas.
- Pr?cticas agr?colas inadecuadas.
- Explotaci?n excesiva de los recursos biol?gicos y minerales.
- Falta de inter?s por el crecimiento agr?cola.
- Bajos salarios de la poblaci?n.
- Desconocimiento del valor nutritivo de los alimentos.
- Distorsi?n de los h?bitos alimentarios.
- Subversi?n y terrorismo.
- Guerras mundiales.
- Carencia de nutrientes necesarios en la alimentaci?n

b.- Consecuencias del hambre-malnutrici?n: Muchas son las consecuencias, mencionaremos algunas:

- Disminuci?n de talla y peso de los reci?n nacidos.
- Retardo del crecimiento de los ni?os
- Disminuci?n del cociente de inteligencia.
- Bajo rendimiento escolar
- Merma de la resistencia f?sica de los trabajadores.
- Baja resistencia del organismo a las enfermedades
- Mortalidad prematura y elevada.
-Aumento del apetito sexual
- Crecimiento acelerado de la poblaci?n etc., etc.



3.- ALIMENTOS ENRIQUECIDOS CON HARINA DE COCA: SOLUCION IN-MEDIATA DEL HAMBRE-MALNUTRICION EN EL PERU Y PAISES AN-DINOS-AMAZONICOS.



La utilizaci?n de las hojas de coca, acullicando, chacchando o mambeando, des-de hace m?s de 6000 a?os a.C, en el Per? Antiguo hasta el presente, con efectos nutriti-vos y medicinales, as? como el uso de la harina de coca en la alimentaci?n de las comu-nidades nativas de la amazon?a desde los siglos XV al siglo XX, constituyen anteceden-tes muy importantes para erradicar el hambre-malnutrici?n, en este siglo XXI.



3.1.- NATIVOS DE LA AMAZONIA BIEN NUTRIDOS CON HARINA DE CO-CA.



Los Mak?s, del r?o Negro de Brasil, en este siglo XXI, sabemos que tienen am-plios cultivos de coca, cuyas hojas son aprovechadas en la alimentaci?n. Para esto pul-verizan las hojas secas de coca con la ceniza de las hojas verdes del banano, que lo van mezclando hasta obtener un polvo muy fino, listo para el uso. El polvo es mezclado posteriormente con fari?a o tapioca, en un plato que es consumido diariamente por los miembros de esta etnia (Prance, 1972b: 7-27).



?Los ind?genas, especialmente los que habitan el Sur de Colombia, no usa la co-ca como medicamento, sino m?s bien como estimulante o ? alimento de ahorro?, masti-c?ndola o mejor ?mambeando? las hojas en forma de polvo, con el objeto de soportar la abstenci?n de alimentos, porque calma la fatiga y no da deseos de comer, pero no sola-mente emplean la coca en los viajes, o cuando van a cazar, es ya costumbre entre los indios ?mambear? la coca casi a toda hora?? (Garc?a, 1975: 22 T 2)

Entre los Witotos, distribuidos entre los r?os Putumayo y Caquet?, ?la coca se pila y tuesta. El polvo cernido se mezcla con ceniza de yarumo u hoja de uva de monte. El producto se engulle (o mambea) y se disuelve paulatinamente formando abultadas pelotas en las dos mejillas. Todo hombre posee su recipiente de coca y lo intercambia con sus interlocutores?(Pineda, 1987:155)



Los ind?genas Makunas, Taiwanos, Tukanos de la amazon?a colombiana, pre paran la harina de coca, haciendo secar las hojas en unos platos de barro calientes para luego molerlas hasta reducirlas a polvo, que es mezclado con las cenizas de las hojas de una planta llamada yarumo (Cecropia discolor) que reemplaza a la cal durante el ?mambeo?, dicha harina dice Perez Arbelaez (1947:323) se chupa y masca en todo instante durante el trabajo.



En el Per?, las comunidades nativas, del departamento de Loreto, cultivan la coca y la mascan para soportar las fatigas de las marchas (Coriat, 1043: 110). Los Ca-tongos y Cam?ticos, cultivan la coca, masc?ndola y mezcl?ndola con la corteza del chamiro y una pasta de ceniza de plantas muy alcalinas; la a?aden tambi?n cal ? As? mismo, Witotos, de la margen derecha del r?o Putumayo, seg?n Villarejo (1979:111), la ?tuestan y la reducen a polvo y la mastican conjuntamente con el tabaco crudo?? Los Ticuna, cultivan la coca como alimento y para sus ritos (Acosta, 1999). Los Amueshas, Campas, Ash?ningas, ubicados en las m?rgenes del r?o Ucayali, cultivan coca para su alimentaci?n (Plan Regional del Ucayali (2004).



Los ejemplos anotados, de la utilizaci?n de la harina de coca en la alimentaci?n, entre las comunidades nativas de la Amazon?a sudamericana, nos permite inferir que los pre-tahuantinsuyanos y tahuantinsuanos, creadores de la industria alimentaria en el mundo, utilizaron la harina de coca mezcladas con otras harinas para enriquecerlas y hacerlas m?s nutritivas y medicinales. Las famosas m?chicas que elaboraron y consu-mieron, deshidratando los cereales y leguminosas por el tostado-molienda, posible- mente conten?an harina de coca. Los cronistas, de manera general, no se percataron de tal situaci?n, m?s si del uso de las hojas de coca en todas las actividades econ?micas y sociales, pues ellos observaron las formas de picchar o chacchar o acullicar y mam-bear.

Hay tres cronistas, que nos ayudan explicar la preparaci?n de la harina de coca para la alimentaci?n por los tahuantinsuyanos:



- Cobo (1550-1954-:215-216) dice??era de tanta estimaci?n su hoja, que sola-mente com?an los reyes y nobles??y luego agrega ?los polvos de esta hoja tomados de ordinario?.con az?car son contra el asma o ronquera del pecho?.



- Cieza de Le?n (1967:60) dice??pero sus platos (de los Incas) se tra?a de las comarcas siempre, muchos corderos, aves, pescado y ma?z, coca, ra?ces, con todas las frutas que se cogen?

Crist?bal de Molina (1967:76), dice: ?no dejar? de decir que todas las veces que los indios com?an coca ofrecen al sol??

Los tahuantinsuyanos, elaboraron y consumieron muchas harinas crudas y tosta-das, obtenidas de cereales, leguminosas, ra?ces, tuberosas, hojas y flores previamente deshidratados por asoleo-molido en los innumerables batanes y morteros, o por tostado- molido en las callanas-batanes que se encuentran los sitios arqueol?gicos desde el geo-sistema chala hasta el geosistema puna. Las harinas crudas se mezclaron, como hasta ahora se viene haciendo para preparar diversos potajes, posiblemente enriquecidos con harina de coca, as? como las exquisitas m?chicas.



3.2.- ALIMENTOS ENRIQUECIDOS CON HARINA DE COCA.



Hambres espec?ficas, causantes de much?simas enfermedades carenciales e in-fecciosas, en este siglo XXI, es posible erradicarlas, con alimentos enriquecidos con harina de coca. Dichos alimentos es muy f?cil de producir, combinando o mezclando varias harinas, a bajo costo y un alto valor nutritivo. El resultado de la mezcla o combi-naci?n, es una harina o leche en polvo integral, como veremos m?s adelante.



- Hambre prote?nico energ?tico: es una de las m?s graves y generalizadas por la deficiencia de prote?nas, que vienen ocasionando el marasmo, una enfermedad por d?ficit de calor?as y el Kwashiorkor, por la carencia de prote?nas y, una terrible dismi-nuci?n de la resistencia org?nica a las enfermedades infecciosas como la tuberculosis, disenter?a, tifoidea, neumon?a, c?lera, difteria, c?ncer de todo tipo etc.. El Per? ocupa el segundo lugar de tuberculosos en Am?rica del Sur, el primero es Brasil, te-niendo ambos pa?ses grandes potencialidades alimentarias.



- Hambre de minerales: viene deteriorando la salud de los ni?os, de las madres gestantes-lactantes y de los adultos. Las deficiencias de calcio en la alimentaci?n, viene produciendo muchas enfermedades tales como: osteoporosis, osteomalacia, caries den-tales. El d?ficit de hierro, origina la anemia en los ni?os de 1 a 5 a?os y en las mujeres en edad f?rtil. En la sierra, el 50 por ciento de los escolares est?n an?micos. La defi-ciencia de yodo, es causa del bocio end?mico y el cretinismo (sordomudez, deficien-cia mental y trastornos motores).



- Hambre de vitaminas: la deficiencia de Vitamina A origina la xeroftalmia o ceguedad anormal y engrosamiento de la conjuntiva; la carencia de vitamina D da lugar al raquitismo, generalmente durante la lactancia y la infancia; la falta de vitami-na C, origina el escorbuto, en cualquier edad.



- Harina de coca, alimento nutrac?utico: es el alimento m?s nutritivo y medi-cinal de la Tierra, pues contiene todos los nutrientes que necesitan las c?lulas. Con dicha harina, tenemos que elaborar alimentos enriquecidos, con los cuales erradicaremos las enfermedades carenciales e infecciosas en esta primera mitad del siglo XXI. El enriquecimiento puede hacerse con harinas de dos o m?s alimentos, combinando o mezclando, los que figuran, entre otros en el siguiente cuadro:


COMPOSICI?N QU?MICA DE ALIMENTOS PERUANOS Y EX?TICOS

Haz clic y continua leyendo este articulo:

Publicado por carmenlobo @ 11:38  | Internacional
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios