Lunes, 04 de abril de 2005
Un mundo de paciencia y asco
Madrid, 14 de septiembre de 2003



?Qu? puede decir un poeta de m?s de ochenta a?os a la gente joven, que no lo haya dicho ya? Poco. S?lo contarles qu? satisfecho y bien me siento, cuando octogenario, veo que mis valores de toda la vida siguen vivos, presentes, que nunca tuve la tentaci?n de renunciar a ellos, y que los sigo sosteniendo. Y que toda la vida pude arregl?rmelas con tan poco, y estar tan contento.

Que pese a haber vivido bombardeado por la misma publicidad que a todos nos dice que lo importante es el consumo, que lo que importa es generar riqueza (monetaria), y que la globalizaci?n y el libre mercado son el ?nico camino que nos queda por delante, sigo pensando que nada de esto es cierto. Que el Che Guevara fue un proyecto de cambio y no s?lo una camiseta, que el f?tbol era un hermoso deporte much?simo antes de ser un gran negocio, y que no todos en el mundo son de derechas.

Decirles que Lilian Hellman, la notable escritora norteamericana, cuando se rescat? a s? misma de la pesadilla del macartismo, escribi?: ''El liberalismo perdi? para m? su credibilidad. Creo que lo he sustituido por algo m?s privado, algo que suelo llamar, a falta de un t?rmino m?s preciso, decencia".

Si los responsables del mundo son todos venerablemente adultos, y el mundo est? como est?, ?no ser? que debemos prestar m?s atenci?n a los j?venes?

Si los extraordinarios beneficios de tanta multinacional (por cierto, sin excluir a las espa?olas) se obtuvieron gracias o junto a la corrupci?n, el aumento del hambre y la ca?da de empleo en Latinoam?rica, ?no es momento de pensar que este mundo de libre mercado, globalizaci?n y guerras que son s?lo pantallas para grandes negocios no atraviesa su mejor momento?

Soy un poeta viejo y un viejo poeta, que en lugar de pensar -como muchos de los de mi generaci?n- que los viejos somos sabios, me pregunto, cada d?a que pasa, si el mundo no estar? as? porque no les dejamos lugar a los j?venes.




Publicado por carmenlobo @ 0:57
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios