Lunes, 05 de febrero de 2007
Juan Jos? Mill?s

Se est?n poniendo de moda los res?menes al r?ves, quiere decirse que me llaman de algunos medios para que les cuente, en s?ntesis, el a?o 2007.

?Pero si apenas ha empezado. Me va a salir m?s largo el resumen que el a?o propiamente dicho. ?No preferir?an que les sintetizara el 2006?
?No, no, el 2006 es agua pasada. La gente quiere mirar hacia delante.
??Y la memoria hist?rica?
?Eso es cosa de pol?ticos. Nosotros nos dirigimos a la gente sencilla, y a la gente sencilla lo que le interesa es el futuro, o sea, el 2007.
?Pues la verdad, no s? por d?nde empezar.
?Por la guerra de Irak, por ejemplo. D?ganos qu? ha ocurrido a lo largo de 2007 con este asunto.

Les juro que en muchos medios hablan del a?o que empieza como si fuera el que termina. Debe ser cosa de la prisa ?sta que tenemos por llegar a ninguna parte. De hecho, hace ya tiempo que los habitantes del lunes hablan como si vivieran en el martes, los de los martes como si vivieran en el mi?rcoles y as? sucesivamente. Hay s?bados con sabor a domingo y jueves con textura de viernes del mismo modo que hay febreros disfrazados de marzo. No esper?bamos que esto ocurriera con los a?os tambi?n. Los a?os son m?s calmados, m?s lentos, m?s reflexivos, necesitan su tiempo para pasar.

Pues ya no, eso era antes. Ahora todo el mundo quiere un resumen del a?o que viene. A todo esto, los osos c?ntabros han dejado de hibernar, quiz? para llegar antes a la primavera. Una de las grandes ventajas de ser oso, que consist?a en pasar el invierno durmiendo, quiz? so?ando, se ha ido al carajo. El ocio est? mal visto, hay que fichar todos los d?as del a?o, aunque la naturaleza diga otra cosa. M?s a?n: s?lo el 5 por ciento de la sidra que se hace en Asturias procede de manzanas asturianas. ?Por qu?? Porque las manzanas asturianas, otrora exquisitas, han devenido en un fruto seco. Las prisas por madurar, el estr?s, en fin, las ha dejado sin jugos sexuales. Si usted pide una botella de sidra asturiana, debe saber que en realidad es n?rdica.

As? las cosas, me hablan de un grupo de personas que se niegan a abandonar el a?o 2006 porque no lo consideran suficientemente agotado. Consigo el tel?fono de su portavoz y le llamo:

??Es verdad que ustedes se niegan a entrar en el a?o 2007?
?En efecto, no entraremos en ?l hasta no haber agotado 2006 hasta las heces. Desde nuestro punto de vista se ha quedado pr?cticamente sin estrenar. Nosotros consideramos que el tiempo no es un producto de consumo, no deber?a serlo por lo menos, de ah? que hayamos decidido alertar a la poblaci?n.

??Y no tienen miedo de quedarse antiguos?
?Al contrario, los antiguos son los que han emprendido esa carrera loca hacia delante. Son como turistas del tiempo: se mueven por ?l sin disfrutarlo realmente. S?lo les interesa sacar fotos de manera compulsiva.

??Hay ni?os entre ustedes?
?Hay ni?os y ancianos y gente de mediana edad. Somos un movimiento transversal.
??No temen que la polic?a les obligue a entrar bruscamente en 2007?
?Estamos preparados para una agresi?n de este tipo, pero advertimos a las autoridades que tambi?n tenemos polic?as en nuestras filas.

Mucho me temo que lo que va a ocurrir en 2007 es una guerra entre quienes no quieren salir de 2006 y entre quienes se han instalado ya en 2008. Unos y otros han convertido esos dos a?os en sendas trincheras desde las que se lanzar?n toda clase de objetos y argumentos. El problema va a ser para quienes pretendamos vivir en el 2007, primero porque va a estar desierto y segundo porque nos pasar?n silbando por encima las balas de los dos bandos enfrentados.

Aun as?, me niego a tomar partido entre unos y otros. Me instalar? en el 2007, como Dios manda, y comenzar? a devorarlo (o a dejarme devorar por ?l) desde enero. Me importa un r?bano que unos me tachen de antiguo y otros de consumista. No pienso llegar a la primavera sin haber agotado el invierno ni al oto?o sin haber apurado hasta las ?ltimas migas del verano. Vivan los lunes y los martes y los mi?rcoles. Vivan los meses, desde enero a diciembre. Viva la sucesi?n temporal y abajo los res?menes anticipados. He dicho.




Publicado por carmenlobo @ 10:43  | Millas, Juan Jose
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios